martes, noviembre 06, 2012

Eros díler en El Ángel de Reforma



Fricción y niebla
"¿Puede la narcosis reconstruir una ciudad, la vida de un aspirante a poeta, su memoria de unas relaciones afectivas? Tal parece que la respuesta a esa pregunta llevó a Nazul Aramayo (Torreón, 1985) a escribir su impactante novela Eros díler (Jus, 2012). Empleado de una tienda de playeras, dijes, pulseras, pipas para drogarse, máscaras y toda la parafernalia apropiada par
a las tribus suburbanas, el protagonista sólo espera el momento en el que irrumpa el deseo de darse un pase de cocaína, fumar mariguana, beber cerveza o tener sexo, que le llevará al viaje por una ciudad infestada de policías y soldados cuya topografía se hace tan elástica como lo demandan las pulsiones y la agudeza toxicómana: "Sin soda, sin yesca, sin roca, sin flex. La luna se escurrió sobre vidrios rotos de un accidente automovilístico". El instante en un relato de prodigios inversos."

http://www.reforma.com/editoriales/cultura/678/1354618/default.shtm

Sergio González Rodríguez
El Ángel / Reforma
4 noviembre 2012

No hay comentarios.:

Publicar un comentario